Entrenamiento con baja disponibilidad de glucógeno

¿Qué buscamos con este tipo de práctica?
Utilización de las grasas por parte de nuestro organismo.
¿En que entrenamientos?
Aquellos en los que utilicemos la vía aeróbica u oxidativa
¿En que momento?
Entrenamientos concreto, no en competición.

Estas preguntas anteriores, son algunas de las que nos debemos hacer antes de realizar un entrenamiento de estas características.

No vamos a seguir la misma estrategia si estamos ante un deportista entrenado, con flexibilidad metabólica, que uno muy dependiente de la vía glucolítica. Tampoco trabajaremos de igual manera si se trata de un deportista amateur o de una persona que acaba de iniciarse en el deporte.

¿Qué más cosas tenemos que tener en cuenta?
- El entrenamiento no tiene porque ser en ayunas, puede bastar con que no ingiramos en la comida previa, nada de hidratos de carbono.
- Podemos realizar un entrenamiento el día de antes, para vaciar depósitos de glucógeno, y después realizar un ingesta baja o nula en hidratos de carbono.
- El entreno puede realizarse sin antes comer nada.
- Ten en cuenta que aun que no desayunes, si la noche anterior has hecho una ingesta rica en hidratos de carbono, vas a tener tus depósitos "bastante llenos".
- Hay que tener en cuenta la tolerancia del deportista, a este tipo de entrenamientos.
- Al principio es mejor no sobrepasar la hora de entrenamiento.

LO QUE BUSCAMOS CON ESTE TIPO DE ESTRATEGIA; ES ADAPTAR LA PAUTA NUTRICIONAL AL ENTRENAMIENTO Y OBJETIVOS, PARA MÁXIMIZAR EL RENDIMIENTO DEPORTIVO, CONCRETAMENTE LA UTILIZACIÓN DE LAS GRASAS COMO FUENTE DE ENERGÍA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
¿Puedo ayudarte?
¡Hola! ¿Puedo ayudarte en algo?